Reseña. Rebeldes

noviembre 05, 2015

¡Holi caracolis!
Hoy vengo con la primera reseña de Autumnthon 2015. Y es la reseña de... ¡Rebeldes, de Susan E. Hinton! :D



Título: Rebeldes
Autor: Susan E. Hinton
Páginas: 202
ISBN: 978-84-204-7515-8
Editorial: Alfaguara

Nadie dijo que la vida fuera fácil. Pero Ponyboy está bastante seguro de que tiene las cosas controladas. Sabe que puede contar con sus hermanos, Darry y Sodapop. Y sabe que puede contar con sus amigos, que harían cualquier cosa por él, como Johnny y Two-Bit. Y en lo que respecta a los socs (una violenta banda de pijos rival de los greasers, como lo son él mismo y sus amigos) siempre están dispuestos a armar bronca. Pero una noche alguien lleva todo esto demasiado lejos y el mundo de Ponyboy da un vuelco inesperado...

Una historia emocionante e inolvidable sobre unos chicos de barrio que luchan por salir adelante. Una novela tan emocionante hoy como cuando se publicó por primera vez hace cuarenta años.


Antes de nada, quiero decir que este libro lo he leído porque tenía que hacerlo para clase :3 Y aunque mi profesor estuvo diciendo uuuna y otra vez que estaba muy bien y que iba a encantarnos... Mira, yo no le creí. Le decía que tenía pinta de aburrido (un error que solemos cometer mucho), porque los libros que mandan para clase suelen ser aburridos (por lo menos los míos). 

Y mira, me tuve que tragar las palabras enteritas. Al principio, toda orgullosa, no me impresionó mucho la historia. Estaba narrada en primera persona por el protagonista, Ponyboy Curtis, que describía su vida de greaser junto con sus dos hermanos, Darry y Sodapop, y sus amigos y colegas de la banda, Two-Bit, Dally, Johnny y Steve. Cuenta lo duro que es, ya que tienen a los socs (una banda como ellos, pero más bestias -como dice Ponyboy-, que son hijos de matrimonios ricos y viven en el barrio rico) en su contra, y ellos siempre buscan pelea. Empezaba con varios líos con los socs, hasta que un día, algo ocurría en una pelea más, que hacía a Ponyboy dejar atrás muchas cosas.

Cuando ocurrió aquello, el libro me empezó a interesar más, pero sin pasarse. Pero más o menos un poco después, ya estaba enganchada. ¿Cómo podía haber dicho que era aburrido? (Por suerte, el profe no se acordó). 

Ponyboy tiene catorce años, y me encanta su manera de verlo todo, como si fuera diferente a los demás (que lo es, vaya si lo es). El final es muy, muy impactante, y me dejó un poco en shock. Aunque que esto no os engañe; suelo quedarme muchas veces así con muchos finales. 

Una de las cosas que más me impactó, fue que la escritora, ¡lo había escrito y publicado con 17 años! Ojalá pudiese yo hacer eso... con lo que me gusta a mí escribir...

La conclusión es que al principio tenía demasiados prejuicios sobre él... y ahora, simplemente, me encanta, y estoy enamorada de todos los personajes. Por eso, os digo dos cositas muy importantes:
1- Nunca subestimes el poder que tienen los profesores al decir que un libro es interesante, y espera a juzgarlo por ti mismo.
2- Este libro te hace reflexionar sobre la vida en sí, y creo que es muy importante haberlo leído antes de morir. Además es cortito, y se lee rápido ;)

"Somos todos lo que nos queda. Tenemos que ser capaces de seguir unidos, pase lo que pase. Si no nos tenemos los unos a los otros, no tenemos nada".




5/5

Este libro cumple la premisa de  Libro con menos de 250 páginas, de Autumnthon 2015

No hay comentarios:

Publicar un comentario